La obra legislativa de San Esteban de Hungría (1000-1038)

Corría el año 1000 cuando Esteban era coronado rey de Hungría. El nuevo reino carecía totalmente de tradición legislativa alguna. Contaba, además, con unas estructuras sociales primitivas y la estructura eclesiástica del reino aun estaba por desarrollar. Desde los tiempos del príncipe Géza, padre de Esteban, se habían iniciado contactos con el Sacro Imperio, que acabaron originando una cierta dependencia político-religiosa del incipiente reino húngaro con los territorios alemanes, y como bien afirma Pál Engel(1), hasta el reinado de San Esteban no se darán los primeros pasos para crear una sólida estructura de poder monárquico que permita romper toda dependencia con el poder imperial(2).

Representación de Esteban I en una crónica del siglo XIV. "Fuente"

Representación de Esteban I en una crónica del siglo XIV. “Fuente”

A lo largo de su dilatado reinado Esteban I promulgará dos libros de leyes(3), con los que sentará las bases de la futura legislación magiar(4). En la génesis de estos códigos legales se ve claramente una gran influencia de la legislación de los estados del sur de Alemania, principalmente de la ‹‹Lex Baivariorum››, la ley de los bávaros. Baviera fue el estado alemán que más estrechamente se unió al joven reino de Hungría y, tras el matrimonio de Esteban con Gisela de Baviera, hija del duque de Baviera, el rey húngaro concedió muchos títulos de nobleza a caballeros húngaros, a la vez que trajo al reino teólogos y juristas del ducado alemán, que fueron los encargados de la creación de la estructura del nuevo reino.

El primer libro de leyes promulgado por Esteban I cuenta con un prefacio y diez capítulos, cada uno con numerosos apartados. El prólogo del libro comienza con una confesión de fe por parte del rey, en donde sanciona las elecciones de las grandes potestades, tanto laicas como eclesiásticas, que acaba de instaurar en el reino, así como observamos una total convicción del monarca de que dios sabrá guiarlo con exactitud en tan difícil empresa. Los tres primeros capítulos del libro son de temática religiosa: el capitulo número uno ‹‹De observanda católica fide›› sanciona la sacralización del nuevo reino, así como prevé de evitar los actos impíos(5); el segundo capítulo ‹‹De ecclesia et continendo ecclesiastico statu››establece la regulación de la vida de los religiosos del reino. El tercer capítulo establece la jerarquía episcopal.

Los capítulos restantes hacen referencia a los laicos y establecen códigos morales por los que ha de regirse la sociedad, desde cómo han de ser gobernados los campesinos de un feudo, a cómo ha de ser prestada hospitalidad al rey o a los altos jerarcas del reino. Vemos, por lo tanto, que el primer libro de leyes de San Esteban no es más que un minúsculo texto legal que busca establecer unos principios mínimos de gobernabilidad en un reino que de la noche a la mañana ha pasado de estar dirigido mediante estructuras de gobierno clánicas, propias de pueblos nómadas, a un reino de corte feudal occidental.

El segundo libro de leyes de San Esteban, redactado en una fecha incierta pero ya avanzado su reinado, es de mayores dimensiones que el anterior, así como muestra una mayor similitud con los códigos de leyes feudales de la Europa occidental. Consta de un prefacio y cincuenta y cinco capítulos. Ya no nos encontramos como en el primer libro con un simple código cuya finalidad es dar estabilidad a un reino naciente, sino que es un auténtico texto jurídico penal serio y consolidado.

Calco de la imagen más antigua que se conserva de San Esteban (circa 1035). "Fuente"

Calco de la imagen más antigua que se conserva de San Esteban (circa 1035). “Fuente”

En este libro vemos también como Esteban, tras haber tenido que hacer frente a la nobleza tradicional húngara que se mostró levantisca frente a las pretensiones centralizadoras del monarca, ha tomado conciencia del nuevo poder que le concede el ser ‹‹ungido de Dios››, y por lo tanto su palabra pasa a ser justicia y ley. En el texto vemos como a diferencia del primer libro, donde el rey constantemente se justifica de las acciones que está llevando a cabo, el monarca aparece como juez, siendo su palabra y decisión la que ha de ser cumplida en el reino. No estamos, pues, ante el perfil de un monarca occidental, sino ante un monarca que se siente fuerte y seguro de su posición.

Entre los capítulos que jalonan este segundo libro caben destacar el número dos ‹‹De potestate episcoporum super res ecclesiasticas››, que es un claro guiño a la jerarquía episcopal del reino, la que desde un principio había sido la principal aliada de Esteban ante las presiones de la nobleza tradicional. Los capítulos trece y catorce hacen mención a las sanciones por homicidios y, concretamente el catorce, ‹‹De his qui suas occidunt uxores››, al homicidio contra las mujeres. Los capítulos del diecisiete al treinta y uno son referentes al derecho feudal y en ellos se regulan los castigos y penas para los siervos que huyen de sus amos, provocan incendios o raptan a las mujeres de otros siervos(6); pero no solo se legisla en estos capítulos sobre materia penal, sino también en materia de atención a los necesitados, como en el capítulo veinticuatro ‹‹De viduis et orphanis›› donde se establecen las atenciones mínimas para viudas y huérfanos.

Debemos resaltar también los once últimos capítulos, que hacen especial mención a las obligaciones guerreras de los nobles para con el rey. Cabe resaltar algunos de ellos, como el cincuenta y uno ‹‹De conspiratione contra regem et reginam››, donde se establecen las penas para quienes se levanten en armas contra los reyes; así como el capítulo cincuenta ‹‹De testimonio servorum, regali curiae vel comitis praepositorum››, donde se disponen los modos de armar y dirigir las glebas de siervos para la guerra.

Primer modelo de emisión monetaria de Esteban I. "Fuente"

Primer modelo de emisión monetaria de Esteban I. “Fuente”

Así pues, como conclusión, podemos decir sin temor a equivocarnos que los dos libros de leyes del rey Esteban I de Hungría dieron los resultados esperados por el monarca. Un reino surgido de la nada, sin ningún tipo de tradición jurídica ni monárquica de corte occidental, en 1038, a la muerte del rey santo, no solo había igualado, sino incluso había superado en algunos aspectos a las monarquías más antiguas de la Europa occidental(7).

(1) ”The realm of Saint Stephen: a history of Medieval Hungary (895-1525)”, Nueva York: I.B. Tauris, 2001, pp. 25-29.

(2) Si bien nunca se romperán las relaciones culturales y políticas con los Estados alemanes, que perdurarán hasta bien entrado el siglo XX.

(3) La edición utilizada para la redacción del presente artículo se basa en la edición bilingüe latina-húngara de: VV.AA.,”Corpus Iuris Hungarici, vol. 1 (1000-1525)”, Budapest, 1899, pp. 1-42.

(4) Ha de recordarse que el derecho húngaro era de tipo consuetudinario, es decir, basaba su legislación en la tradición histórica, por lo que muchas de las leyes promulgadas por San Esteban perduraron en los códigos legales húngaros hasta la Constitución Comunista de 1949, que suprimió todo el derecho tradicional húngaro.

(5) Cabe suponer que esto se refiere a evitar la práctica de antiguos rituales paganos.

(6) Sobre estos tres aspectos encontramos legislación referente a los mismos en todos los códigos feudales de Europa Occidental.

(7) Uno de los mayores logros de Esteban fue el control de la monarquía húngara sobre los nobles, quienes no alcanzaron mayores cuotas de poder hasta la gran crisis del siglo XIV.

Bibliografía|

ENGEL, Pál, “The realm of Saint Stephen: a history of Medieval Hungary (895-1525)”, Nueva York: I.B. Tauris, 2001.

VV.AA., “Corpus Iuris Hungarici, vol. 1 (1000-1525)”, Budapest, 1899.

RADY, Martyn, “Nobility, land and service in medieval Hungary”, Londres: Palgrave Macmilla, 2000.

SCHLACKS, C., “The laws of the medieval Kingdom of Hungary: 1000-1301″, Bakersfield: Medieval Academy of America, 1993.

Redactor: José Marcos García Isaac

Licenciado en Historia por la universidad de Murcia y máster en Estudios Medievales por la Universidad Complutense de Madrid. Actualmente estoy realizando el doctorado en Historia Medieval en la Universidad Complutense de Madrid. Principales temas de interés: Historia jurídica (europea en general), diplomática (principalmente de la Corona de Aragón), naval (de la Corona de Aragón) y ordenes de caballería monárquicas durante la Baja Edad Media.

Comparte este artículo

Trackbacks/Pingbacks

  1. Bitacoras.com - Información Bitacoras.com Valora en Bitacoras.com: Corría el año 1000 cuando Esteban era coronado rey de Hungría. El nuevo reino carecía totalmente de …

Envía un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies