“Ya no hay políticos como los de antes”: Adolfo Suárez

En el pasado mes de marzo falleció el ex presidente Adolfo Suárez, una de las figuras políticas más destacadas de la historia reciente de nuestro país. A propósito de su muerte numerosos artículos y programas de televisión han conmemorado su labor política, e incluso se habla de bautizar con su nombre el aeropuerto de Barajas de Madrid. También en su caso se habla de un hombre de gran talla política, “de los de antes” y “como ya no quedan”, y es uno de los “padres de la modélica transición democrática”. Hagamos un somero recorrido por su vida y labor política hasta su retirada en 1991.

Adolfo Suárez Fuente

Adolfo Suárez
Fuente

Adolfo Suárez nació en Cebreros en el año 1932, en una familia acomodada, su padre era abogado y la familia de su madre tenía propiedades y negocios. Durante su niñez y juventud Adolfo no fue nunca dado a los estudios y suspendía con frecuencia. Pese a todo, logró, con muchas dificultades, licenciarse en Derecho en la Universidad de Salamanca, siguiendo los pasos de su padre. Tenía grandes aspiraciones, en sus años de bachillerato llegó a declarar que él llegaría a ser el primer presidente de la Tercera República Española. Por influencia de su madre Suárez fue siempre una persona muy devota, con un profundo sentimiento religioso, que incluso llegaría a llevarle a plantearse la entrada en el Seminario, dada su poca aplicación en los estudios. Sin embargo, no sería ni sacerdote ni presidente republicano, aunque sí encauzó su vida hacia la política.

Adolfo Suárez como falangista Fuente

Adolfo Suárez como falangista
Fuente

Pronto ingresó en Acción Católica, y llegó a fundar un par de asociaciones para jóvenes católicos que aunaban su interés por la fe y la política.  En los años 50 entabla relación con Fernando Herrero Tejedor, jurista perteneciente al Opus Dei y gobernador de la provincia en Ávila. En su juventud había ocupado distintos cargos en el SEU, sindicato universitario de corte fascista. Trabajó con él como funcionario del Gobierno Civil por recomendación de Gómez de Liaño, antiguo compañero que años después asumiría casos relacionados con el GAL.

Es en estos años como funcionario cuando entra en contacto con el Movimiento, del que llegaría a ser secretario general en 1975.

“El Movimiento Nacional es la comunión de los españoles en los ideales que dieron vida a la Cruzada y constituyen el Movimiento social y político de esa integración.”  Torcuato Fernández-Miranda

La protección de Herrero Tejedor sería fundamental el resto de su vida, gracias a ella llega a ocupar sucesivamente los cargos de Jefe del Gabinete Técnico del Vicesecretario General, procurador en Cortes por Ávila, Gobernador Civil de Segovia, Director General de RTVE y Vicesecretario General del Movimiento. El 11 de diciembre de 1975 entró en el primer Gobierno de Arias Navarro, formado tras la muerte de Franco, como ministro secretario general del Movimiento.

Durante los 17 años que van desde 1958 hasta 1975, en los que Suárez asciende en su carrera política se cometen algunos de los asesinatos más vergonzosos del franquismo: En el 63 Julián Grimau, Francisco Granados y Joaquín Delgado, en 1974 Salvador Puig Antich, en 1975 tres militantes del FRAP y dos de ETA. Además de numerosos muertos no célebres en manifestaciones y protestas varias que terminaban con manifestantes tiroteados. La Ley de Amnistía aprobada por el gobierno de Suárez en 1977, con el apoyo de la mayoría de las fuerzas políticas, garantizó la impunidad de los responsables de crímenes del franquismo como los mencionados, además de muchos otros. El 10 de febrero de 2012, Navanethem Pillay, representante de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, pidió formalmente al Estado español que derogara la Ley de Amnistía de 1977, alegando que incumplía las normas internacionales sobre la imprescriptibilidad de los crímenes de guerra y los crímenes contra la humanidad. El gobierno español, con Mariano Rajoy a la cabeza ignoró esta petición de las Naciones Unidas. No ha habido juicios por los delitos de lesa humanidad ni ningún tipo de comisión esclarecedora que honre a las víctimas. En cambio, la modélica transición democrática liderada por Suárez nos trajo una Constitución que investía a la figura del Rey de una antidemocrática inviolabilidad.

Adolfo Suárez encabeza UCD Fuente

Adolfo Suárez encabeza UCD
Fuente

Después del fracaso del gobierno de Arias Navarro y su dimisión, el 3 de julio de 1976 el rey Juan Carlos I encarga a Suárez formar gabinete. Para la opinión progresista es un franquista más que ha ascendido en el Movimiento y que nunca había destacado de ningún modo apoyando reformas ni ningún tipo de apertura. Para los más conservadores, es un tipo joven ascendido gracias  a ser un protegido, que tampoco tiene méritos importantes propios ni una adhesión especial a los principios del Régimen. Es, a todas luces, un advenedizo.

Una vez en el poder se suceden los hitos de su carrera: la Ley Para Reforma Política que supone el suicidio de las cortes franquistas, la legalización del PCE en 1977, que sabían que no suponía ningún peligro; más adelante vendría también la Ley de Amnistía de la que ya hemos comentado algo. Gutiérrez Mellado fue nombrado por Suárez vicepresidente del gobierno.

El 15 de junio de 1977 ya cuenta con el apoyo  popular, ganando las primeras elecciones democráticas en España desde 1936 con la coalición UCD. Aprobará la Constitución que será refrendada el 6 de diciembre de 1978.

El 3 de marzo de 1979, Adolfo Suárez ganaba por segunda vez unas elecciones generales y comenzaba así su tercer y último mandato como presidente del Gobierno, estos años estarían marcados por un ascenso de la izquierda. Las reformas acometidas, todas positivas frente al régimen anterior empiezan a mostrarse como incompletas e imperfectas. El propio seno de su partido se haya muy dividido y la época coincide con la paulatina desmembración de éste a causa de sus diferencias. El PSOE de Felipe González se alzaba cada vez más como alternativa y posibilidad de cambio a ojos de los ciudadanos.

El apoyo de personajes influyentes había sido siempre fundamental en la trayectoria de Suárez, y en estos momentos, el rey ya había perdido el interés por él 5 años después de su personal nombramiento. La moción de censura que el PSOE presenta contra su gobierno en 1980 contribuyó aún más al desgaste. De este modo, en 1981 Suárez presenta su dimisión. Semanas después, durante el intento golpista, Suárez es el único que se mantiene en su escaño junto con Santiago Carrillo.

Intentó todavía volver a la política fundando el CDS (Centro Democrático y Social) sin mucho éxito, aunque revalidando su escaño como diputado en Madrid. Su hijo Adolfo entraría en las filas del Partido Popular. Sus últimos años se han visto marcados por su enfermedad, el alzheimer, y el deterioro progresivo que estuvo sufriendo, además de por la tragedia familia marcada por el cáncer que se llevaría a su mujer y a dos de sus hijas. En 1991 se retira definitivamente de la política.

Suárez y el rey Juan Carlos I Fuente

Suárez y el rey Juan Carlos I
Fuente

No paramos de escuchar cómo Suárez fue uno de los padres de la transición, sin que hagamos un balance pormenorizado de lo que ésta significó. Ya hemos hablado de la ley de Amnistía; y el Partido Popular a día de hoy no ha condenado aún los crímenes del franquismo. Su fundador, el difunto Fraga Iribarne, aún defendía sus bondades en la CNN ya en democracia, y los escándalos del rey (intocable por gracia de la alabada Constitución) y de toda la familia real están al orden del día. Estas cosas, también forman parte de la herencia de la transición.

En conclusión, la transición española se hizo desde dentro, no compartimos características con otras como la alemana o la italiana, donde hubo un verdadero corte y recomienzo, en lugar de una adaptación pactada desde el propio Régimen, el tan alabado “consenso” marca de la Transición española y del propio Suárez. El parlamento alemán condenó el nazismo en su momento, el italiano el fascismo y el francés el régimen de Vichy. En España aún estamos a la espera. Tal vez sea cierto que en la Transición no fuese posible hacer las cosas de otra manera distinta a cómo se hicieron, pero eso no quiere decir que debamos tachar esa labor necesaria de virtuosa o modélica. La cultura democrática de este país debería construirse sobre algo más que la mitificación simplista y melancólica de sus figuras políticas en programas de televisión.

 

Bibliografía |

ABELLA, CARLOS, “Adolfo Suárez”, Barcelona: Espasa Calpe,  1997.

DIAZ GIJON, JOSE R et alii, “Historia de la España Actual 1939-2000, Autoritarismo y democracia”, Madrid: Marcial Pons, 2001.

FUENTES, FRANCISCO, “Adolfo Suárez, biografía política”, Barcelona: Planeta, 2011.

NAVARRO, VICENÇ, “La transición no fue modélica”, Artículo publicado en El País, el 17 de octubre del año 2000.

ORTIZ, MANUEL, “Adolfo Suáez y el bienio prodigioso 1975.1977”, Barcelona: Planeta,  2006.

Redactor: Laura Ríos Alcántara

Licenciada en Historia por la Universidad de Sevilla, mi especialidad es la historia contemporánea. Me interesan la historia de España en el s.XX, el pensamiento político, los nuevos movimientos sociales, la historia cultural y de género.

Comparte este artículo

1 Comentario

  1. Hola Laura , estupendo articulo sobre la historia moderna de España ,ojala tengas buenos alumnos a los que enseñar , y así ,poco a poco poder ir cambiando y concienciando a la gente , la única forma de que España evolucione es esta ,con cultura,lo dicho ,enhorabuena por tu trabajo.

    Post a Reply

Envía un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies